lunes, 24 de septiembre de 2012

Herman Brood & His Wild Romance - Shpritsz


Pedimos al camarero una ración de perdedores y nos trae a Herman golpeando el piano. Herman Brood (1946-2001) uno de los músicos holandeses más reconocido de todos los tiempos. Un tiempo para el sex, otro para el drug y uno más para el rocanrol. Más un extra-time para el suicidio, como cortina final de su carrera. 
Herman se apuntó al bombardeo de los 70's después de arrancarse s a los 12 años con el piano durante los gloriosos 60'. Bandas y más bandas que marcaban una linea del tiempo plagada de clásicos del rocanrol para fiestas. En paralelo a la práctica, drogas, que complicaron la vida del valiente Herman, decidido al fino arte de compaginar talento y vicio por la vía del tobogán.

Doin'it:
 

Talento, vicio y chaquetas de cuero. Bandas y más bandas y una temporada en la cárcel por tráfico de LSD hasta reunir a sus Wild Romance de la vida. Y concitar el golpe de suerte que todos merecemos. Para que luego cada uno se lo componga a su manera. La de Herman, gas a fondo, noche y descontrol sin medir, sin refinar ni razonar sobre relojes y calendarios.
Un disco "Shpritsz", una película, "Cha-Cha", un romance con la cantante alemana Nina Hagen, una intensa carrera de conciertos, drogas, hoteles y amor, larga como el teclado eterno de su piano. Hasta acabar con todas las teclas, el repertorio, las partituras y la vida.

 Hit
 

 Unos cuantos premios, otros tantos homenajes de sus paisanos holandeses, apariciones televisivas y documentales que le convirtieron en leyenda local. Y él con los cincuenta colgado de sus adicciones. Un cadáver andante, un último intento de deshabituación que acabó con su vida. A los 54 años, salió  a una terraza del Hilton de Amsterdam a tomar el aire y ya no regresó.
Se le supone en el Parnaso con otros titanes del sex, drugs and rocanrol, aporreando el piano hasta las tantas. Y feliz de la vida, por supuesto.

2 comentarios:

Francesc Bon dijo...

La d'anys que no sentia parlar d'aquests paios.

Márquez de la Nogal dijo...

Grandíssim disc de rocanrol
Per a qui li agradi
Merci pel comentari
ens llegim